100 años: Nelson Mandela, el «humilde servidor» que destruyó la segregación racial en Sudáfrica

Información de interés presentada por los foristas
Avatar de Usuario
Alonso R.
Mensajes: 9921
Registrado: 21 Ago 2015 11:33 am
Ubicación: En el país donde volveremos a caber todos, a pesar de las diferencias
Intereses: Que nos libremos del régimen y de la MUD

100 años: Nelson Mandela, el «humilde servidor» que destruyó la segregación racial en Sudáfrica

Mensajepor Alonso R. » 18 Jul 2018 8:28 am

Nelson Mandela, el «humilde servidor» que destruyó la segregación racial en Sudáfrica

Imagen

«Comparezco ante vosotros no como profeta, sino como humilde servidor. Vosotros y vuestros sacrificios heroicos me han permitido estar hoy aquí delante de vosotros y por lo tanto, los años que me queden de vida, estarán en vuestras manos». Estas fueron las primeras palabras que pronunció un envejecido Nelson Mandela (que hoy cumpliría cien años) nada más salir de la cárcel el 11 de febrero de 1990. A las 16:20 horas cruzaba por última vez el umbral de la prisión de Victor Verster, a 60 kilómetros de Ciudad del Cabo, vestido de gris, apoyado en el brazo de su esposa Winnie y saludando con el puño en alto a la multitud que le esperaba... tras 27 años encerrado.

Inmediatamente después se dirigía a la plaza The Grand Parade, en el centro de Ciudad del Cabo, donde más de medio millón de personas esperaba, en un ambiente de celebración, para escuchar el primer discurso del hombre que simbolizaba las aspiraciones negras y debía llevar a Sudáfrica al final de la segregación racial: «Hoy, la mayoría de los surafricanos, negros y blancos, han reconocido que el apartheid no tiene futuro y por lo tanto debe ser abolido con el esfuerzo y la lucha de todos, para de esa manera poder alcanzar la tan ansiada paz y prosperidad».

Todo el mundo coincidió en afirmar que su liberación constituía un hito histórico que marcaba un punto de no retorno hacia la democracia del país. Pero el camino no era fácil. El Partido Nacional, que había simpatizado con la Alemania nazi durante la Segunda Guerra Mundial y llevaba en el poder desde 1948, llevaba demasiados años desarrollando un sistema que legalizaba la segregación racial y regulaba la vida de 33 millones personas en base a criterios étnicos.



Según estas leyes, la población negra, que representaba al 80% de los sudafricanos, no podía votar, ni acceder a ciertas áreas –como playas, transporte público o aseos–, viajar libremente por el país, estudiar en las mismas escuelas que los blancos o recibir una educación completa.

«Lo que el apartheid ha destruido en nuestro Subcontinente –recordaba Mandela en aquel primer discurso– es incalculable, así como los miles de vidas que se ha cobrado, además de todos aquellos que se han quedado sin hogar y trabajo».

En este ambiente, Mandela aseguró que lucharía «con la armas si es preciso». Por otro lado, la comunidad blanca se encontraba dividida y la continuidad del presidente Frederik de Klerk, a favor de la superación del apartheid, pendía de un hilo. Sus reformas democráticas, tendentes a garantizar la supervivencia política de los partidos «blancos», chocaban, además, con las exigencias del Congreso Nacional Africano (CNA) y el propio Mandela, que quería «una democracia completa». Por último, Mandela tenía la debía unificar un CNA dividido entre los que querían negociar y los que querían continuar con la lucha armada.

Pero nada de eso ocurrió. El carisma de Mandela y su indiscutible liderazgo dentro de la comunidad negra, unido al apoyo de la comunidad internacional, jugaron a su favor. De Klerk tuvo que ceder ante la evidencia y el apartheid comenzó a ser gradualmente desarticulado. Las elecciones de 1994 convirtieron a Mandela en el primer presidente negro de Sudáfrica, poniendo en marcha una política de reconciliación nacional, manteniendo a De Klerk como vicepresidente y tratando de atraer hacia la participación democrática al partido Inkhata de mayoría zulú.

Después de toda una vida de lucha, y como había prometido, Mandela había vuelto para cambiar la historia de su país para siempre: «Sólo los hombres libres pueden negociar. Yo, no. Ni tú ni yo somos libres. Tu libertad y la mía no pueden ser separadas. ¡Volveré!», le dijo a su hija, Zindzi, en 1985.

https://www.abc.es/historia/abci-nelson ... ticia.html
  0

Avatar de Usuario
Alonso R.
Mensajes: 9921
Registrado: 21 Ago 2015 11:33 am
Ubicación: En el país donde volveremos a caber todos, a pesar de las diferencias
Intereses: Que nos libremos del régimen y de la MUD

Re: 100 años: Nelson Mandela, el «humilde servidor» que destruyó la segregación racial en Sudáfrica

Mensajepor Alonso R. » 18 Jul 2018 8:37 am

Este miércoles se cumplen cien años del nacimiento del mandatario sudafricano, premio Nobel de la Paz y símbolo del movimiento antiapartheid

Imagen

Sudáfrica y el mundo entero celebran este miércoles el centenario de Nelson Mandela (1918-2013), el primer mandatario raza negra que encabezó el poder ejecutivo, y también el primero en resultar elegido por sufragio universal en su país. Abogado, activista, político y filántropo, luchó contra la desigualdad social y el racismo institucionalizado, no sólo durante su mandato sino durante toda su vida.

Afiliarse al Congreso Nacional Africano y manifestarse contrario a las políticas racistas le llevaron a estar encarcelado más de 27 años. Durante este tiempo, su reputación creció sin cesar, pues se convirtió en un potente símbolo de la resistencia para el movimiento antiapartheid. Liberado en 1990, recibió el Premio Nobel de la Paz en 1993 y fue investido presidente en 1994.

Su huella en la historia ha ido más allá de la política, pues el mandatario también es autor de los bestsellers internacionales El largo camino hacia la Libertad y Conversaciones conmigo mismo, además de un libro infantil donde Mandela recogió los cuentos más bellos y antiguos de África: Mis cuentos africanos (Siruela).

A lo largo de su trayectoria, Madiba, como le llamaban quienes más le apreciaban, dejó para el recuerdo algunas frases que han pasado a la historia. Con motivo de tan destacado aniversario, todas ellas han sido recopiladas en el libro Nelson Mandela por sí mismo (Plataforma Editorial).

"Nadie nace odiando a otra persona por el color de su piel, o su origen, o su religión. La gente tiene que aprender a odiar, y si ellos pueden aprender a odiar, también se les puede enseñar a amar”

"Aprendí que humillar a otra persona es hacerle sufrir un destino innecesariamente cruel”

"El deporte tiene el poder de transformar el mundo. Tiene el poder de inspirar, de unir a la gente como pocas otras cosas”

"Una nación no debe juzgarse por cómo trata a sus ciudadanos con mejor posición, sino por cómo trata a los que tienen poco o nada”

"No era la falta de capacidad lo que limitaba a mi pueblo, sino la falta de oportunidades”

"Nada resulta tan deshumanizador como la ausencia de contacto humano”

"La educación es el arma más poderosa para cambiar el mundo”

"Todo parece imposible hasta que se hace”

"La mayor gloria no es no caer nunca, sino levantarse siempre”

"Si quieres hacer las paces con tu enemigo, tienes que trabajar con tu enemigo. Entonces se vuelve tu compañero”

"Después de escalar una gran colina, uno se encuentra sólo con que hay muchas más colinas que escalar”


https://www.lavanguardia.com/cultura/20 ... rases.html
  0


Volver a “Reportaje Ciudadano”

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: perroconrabia y 6 invitados